Historia de la Filosofía Griega I

EDITORIAL: GREDOS

AUTOR: MARTÍN DE RIQUER, JOSÉ MARÍA VALVERDE
VALOR: 80.000
DISPONIBILIDAD: INMEDIATA

Los dos términos nomos y physis, son palabras clave del pensamiento griego. En el entorno intelectual del siglo V, llegaron a ser comúnmente considerados como opuestos y mutuamente excluyentes: lo que existía “por nomos”, no lo era “por physis”, y viceversa.
El significado de physis, puede traducirse por “naturaleza”, cuando aparece juntamente con nomos, el término “realidad” puede marcar el contraste con mayor claridad. Para los pertenecientes a la época clásica, nomos era algo en lo que se cree, algo que se practica o que se da por bueno; primitivamente, algo que es repartido, distribuido o dispensado. Presupone un sujeto activo, una mente de la que el nomos emane. Naturalmente, los diferentes pueblos tenían diferentes nomos; pero, en tanto que la religión se mantenía como una fuerza efectiva, la mente legisladora podía ser la de dios, y era posible que existieran nomoi aplicables a toda la humanidad. Cuando la creencia en los dioses se erosiona, esa aplicabilidad universal del nomos dejar de existir. Entonces la expresión “leyes no escritas” adquiere un nuevo significado, y menos unívoco, apropiado al realismo político de la época.