Cesc y Piqué alquilaron un barco en Ibiza


Son jóvenes, famosos, deportistas y ricos. Con este cóctel explosivo la mayoría de los mortales podrían volverse locos. De hecho, hay más de un ejemplo en el panorama nacional que da muestra de ello. Sin embargo, los jugadores azulgranas que hace unos días levantaron la Copa del Mundo están disfrutando de sus merecidas vacaciones sin estridencias ni excentricidades, y la mayoría de ellos ha escogido las cercanas islas de Ibiza y Formentera para relajarse durante sus primeros días de descanso.

En los últimos años, las Pitiusas se han convertido en el centro de peregrinación de una gran parte de los jugadores del Barça y de la Liga, que aprovechan las paradisíacas calas, la excelente gastronomía y el ambiente selecto de la isla para ‘desaparecer’ durante unos días. Sin embargo, en esta ocasión no han podido pasar desapercibidos ante los focos de los centenares de ‘paparazzi’ que durante estos meses ocupan la isla y que han encontrado en los campeones del Mundo un auténtico filón.

Carles Puyol, David Villa, Gerard Piqué, Cesc Fàbregas o Pepe Reina son algunos de los mundialistas que están estos días de vacaciones en Ibiza y Formentera. En el caso de Cesc y Piqué, los dos catalanes han alquilado un barco junto a unos amigos con el que se han dedicado a recorrer la costa ibicenca.

Los dos primeros días los pasaron en Formentera. La primera noche, el concurrido y popular restaurante ‘El Caminito’. Situado en la localidad de Es Pujols, su propietario Carlos Trigo tiene entre su clientela más habitual a numerosas caras conocidas del mundo del deporte como la del tenista Rafa Nadal. La pareja de amigos estuvieron junto a una decena de amigos, entre los que se encontraba David Fernández de Alter Ego –propiedad de la madre de Cesc–, y coincidieron con el ex presidente azulgrana Joan Gaspart; la actual mano derecha de Rafa Benítez en el Inter, Amadeo Carboni; el jugador de la Real Sociedad, Ricardo Sa Pinto. Lo más curioso del caso es que sólo 24 horas de diferencia evitaron que los jóvenes coincidieran con el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, quien acudió a cenar al mismo restaurante al día siguiente. Lógicamente, el mandatario merengue bromeó con el propietario del local sobre que si hubiera sabido que habían ido Cesc y Piqué, hubiera ido a cenar un día antes para tentarles con una oferta millonaria.

Al día siguiente, los amigos estuvieron en la popular ‘Flower Party’, una de las fiestas más típicas que se celebran en las playa de Formentera. Tampoco allí pudieron pasar desapercibidos y atendieron pacientemente a todas las demandas de autógrafos y fotografías que les pidieron los numerosos fans que les reconocieron.

El central azulgrana y el capitán del Arsenal han pasado los dos últimos días en Ibiza. En este caso, su zona de operación ha sido Ses Salines, que a pesar de ser zona de influencia madrileña –Antonio Camacho es uno de sus máximos incondicionales– se han sentido como en casa en todo momento. Durante sus vacaciones, los jugadores han estado acompañados de su íntimo amigo de la isla, ‘el Labi’ como es conocido Juan Mesa en Ibiza. Se trata de un reconocido y veterano relaciones públicas que se ha ganado la confianza y amistad de todos los jugadores a base de años cuidando de sus casas durante el año y absoluta confidencialidad. ‘El Labi’, también conocido por ‘Champion’ porque es como se dirige siempre a la gente, lleva años siendo perseguido y tentado por las televisiones para que explique interioridades de los jugadores, pero siempre ha dicho ‘no’ porque no quiere traicionar la confianza de los que considera sus amigos.

Una de las citas a la que no pudieron faltar los dos jóvenes futbolistas fue a la famosa discoteca Pachá, donde el jefe de relaciones públicas del privé y el director artístico de la sala de fiestas les recibieron con todos los honores. También se les ha visto en la puesta de sol de Ses Variades en Sant Antoni.

En definitiva, unas vacaciones por todo lo alto, a pocos kilómetros de sus casas. Y es que al fin y al cabo, tanto los azulgranas como los que están a punto de serlo se muestran como chicos normales y corrientes.

Gracias a Andre Araya por la información.